miércoles, abril 24, 2024
InicioOpinión¿Quién quiere que haya una guerra en Europa?

¿Quién quiere que haya una guerra en Europa?

El atentado terrorista  cometido en Moscú, en el que cuatro mercenarios han asesinado a 137 personas y herido a 150 más a cambio de cobrar 5.000 euros en cómodos dos plazos, es cada día que pasa más inexplicable. 

Para colmo de lo inaudito, el pago de la mitad del precio pagado a esos sicarios por matar rusos inocentes, se lo han ingresado sus jefes, mediante una transferencia en una tarjeta Visa a cada terrorista. Ante estos hechos, caben diferentes preguntas: ¿No hay nadie que vigile los movimientos bancarios de los grupos terroristas? ¿Los fundamentalistas islámicos no mataban gratuitamente infieles para ir al cielo y enfrentarse a 72 vírgenes y 72 suegras que les esperaban en su paraíso? ¿Desde cuándo las huríes pagan a sus mártires con transferencias en una tarjeta Visa, a cambio de inmolarse matando infieles? ¿No suena esto a la patraña de las tres capas de calzoncillos de los terroristas del 11 M en Madrid, narrado por el periodista Gabilondo en la SER¿ ¿Vendrá esta información de tres fuentes policiales antiterroristas, como sucedió en aquel infausto 11 M en nuestra Capital española?

Hamas era financiado por multiplex organismos y fundaciones, y nadie intervino sus cuentas corrientes, ni retuvo los fondos que había en ellas, hasta que cometieron el asesinato de 1.600 judíos. En este atentado acontecido en Moscú, parece que ha sucedido lo mismo.

Pero para no desviarnos de la noticia que marca la actualidad de estos días, analicemos el atentado cometido en Rusia, en el que cuatro musulmanes fueron a Moscú en un Renault Logan de color blanco, con cuatro kalashnikov con cargadores dobles de munición y entraron a las 20 h. en un lugar llamado Crocus City Hall donde 6.000 personas asistían a un concierto. Parece que accedieron, como si nada, al edificio donde se celebraba un concierto, y comenzaron a disparar al público asistente de ese evento musical. Se cansaron de disparar y de matar,  y escaparon mezclados entre las víctimas del atentado terrorista que huían despavoridas por la masacre. Escaparon en el mismo vehículo en el que habían llegado al lugar de los hechos, y posteriormente se dirigieron por la autopista de Kiev a Ucrania, hasta que las fuerzas de seguridad rusas les detuvieron a la distancia de unos 340 km de Moscú, justo antes de llegar a Jatsun, región de Briansk.

Los captores de los presuntos terroristas, fueron miembros del FSB (antiguo KGB) y soldados chechenos del grupo Ajmat. Estas tropas detuvieron a los terroristas a las 3 de la mañana del día siguiente al atentado, y en el interior del vehículo en el que viajaban los asesinos, las fuerzas miliares rusas encontraron una pistola, un cargador de uno de los fusiles de asalto con el que cometieron el atentado y pasaportes de Tayikistan. 

¿Cómo es posible que unos mercenarios asesinos huyan en el mismo vehículo en el que han cometido el crimen? ¿Cómo se les ocurrió llevar en el vehículo en el que huían, como muestra de su culpabilidad, cargadores y munición de las armas homicidas? ¿Son tan simples estos miembros del ISIS? ¿Quiénes eran sus amos?¿Quién les pago? ¿Desde qué cuentas corrientes les llegó el importe del precio de este asesinato? ¿Quiénes eran los titulares de esas cuentas bancarias? ¿Porqué los titulares de esas cuentas corrientes no están apresados como cómplices del brutal atentado?

Es de hacer notar que junto con los cuatro terroristas autores de los asesinatos, fueron también apresados siete cómplices que les ayudaron a esconder las armas y las municiones utilizadas para cometer el crimen

Insisto, el relato de los hechos se me hace ilógico. Rusia es un país en guerra, donde el control de las armas y la seguridad en las entradas y salidas de las ciudades debe ser exhaustivo. En la pasada campaña electoral, previa a las elecciones rusas para la elección de un presidente de la Federación Rusa, Putin había puesto a la seguridad colectiva, como una de las claves de su mandato. El candidato ignoró que las embajadas de EEUU y de Inglaterra, habían avisado a sus ciudadanos que viven en Rusia, de la posibilidad de un posible atentado en Moscú, y que se abstuvieran de acudir a un lugar público donde hubiera grandes concentraciones de personas.

Si los asesinos querían huir del lugar donde habían cometido el atentado, por la frontera con Ucrania, que es una zona de guerra donde se estacionan grandes concentraciones de tropas rusas, ¿Por qué eligieron este camino que no es la mejor salida?.

Con el atentado, se ha abierto un nuevo frente al presidente Putin, el cual debe dar una respuesta rápida y contundente a los ciudadanos rusos que le han votado hace pocos días buscando su seguridad en Rusia. Los que han planeado el atentado y lo han ejecutado con unos moros de todo a cien, han buscado que tras el atentado,  Putin tome una decisión drástica, aunque sea precipitada, para contentar a la opinión pública rusa.

Este acto terrorista salvaje, busca que Rusia pique en el anzuelo que le han puesto los cerebros del crimen. A consecuencia de esta sangrienta añagaza, el más tonto de todos los participes de esta escena, va a pagar el pato. La guerra de Ucrania puede convertirse en la guerra de Europa. A tenor de lo acontecido,  Putin realizará un nuevo movimiento geopolítico, y la “Republica de Transnistria” , enclavada en las espaldas de Ucrania, a pocos kilómetros de Odesa, dentro de Moldavia y con Rumanía a pocos kilómetros, es la pieza que probablemente moverá.

Ese país llamado Moldavia, no pertenece a la OTAN y por lo tanto, su invasión, no pondría en funcionamiento el art. 5 de la Organización del Tratado del Atlántico Norte.

Este atentado de Moscú, huele a acontecimiento histórico que  se estudiará en el futuro en los libros de historia, como uno de los detonantes de una guerra total en Europa, Parece que  el exterminio de la población blanca europea, es el objetivo de los autores intelectuales del atentado.

Si recordamos la historia, el asesinato en Sarajevo del Archiduque Francisco Fernando y de su mujer a manos del anarquista Joseph Princip, dio lugar al estallido de la I Guerra Mundial. Estos hechos, junto con otros acontecimientos previos, como la crisis de Agadir que estalló a consecuencia de la llegada a su puerto del cañonero Alemán Panther, propició el choque diplomático entre las cancillerías europeas, y a la postre, la guerra mundial. El objetivo de la masonería inglesa y francesa con esa guerra, era destruir el Imperio Austrohungaro, último imperio católico de Europa.

El comienzo de la II Guerra Mundial tuvo como acontecimiento principal, la toma de Danzig por parte de Alemania y el reparto de Polonia entre Stalín y Hitler. El objetivo de esa guerra no era otro, que la creación de un nuevo Orden Mundial, que conllevara la destrucción de Europa. Desde el término de esa guerra, Europa no pinta nada en el mundo. El continente se convirtió, por un lado, en un juguete de los norteamericanos y de su socio inglés, y por otro lado, del comunismo. Sólo los judíos salieron ganando de la contienda con la creación del estado de Israel. En esa cruenta guerra murieron 100 millones de personas, el 2% de la población mundial, y una gran parte de ellos, eran europeos y cristianos.

Tenemos que tener presente, que el objetivo de la Agenda 2030 es reducir la población mundial y los globalistas norteamericanos  lo dicen abiertamente.

 La vicepresidenta de Estados Unidos, Kamala Harris, realizó la siguiente afirmación el pasado 14 de julio: “Cuando invertimos en energía limpia y vehículos eléctricos y reducimos la población, más hijos nuestros pueden respirar aire limpio y beber agua limpia”. Esta salvajada la  dijo en un discurso en la Universidad Estatal de Coppin, tal y como se puede comprobar en el vídeo subido a YouTube por la Casa Blanca (min. 1:00:20).

¿Cómo levarán a cabo este exterminio de la población mundial y especialmente de la blanca y europea?  Evidentemente y entre otros métodos,  organizando y promoviendo una guerra en nuestro continente.

La UE ya ha anunciado, que los civiles deben prepararse para la defensa ante la amenaza rusa. El Consejo Europeo ha adoptado  medidas para fortalecer las capacidades militares europeas en un contexto de cada vez mayor inestabilidad por la guerra de Ucrania. De la noche a la mañana, Europa ha dejado de ser pacifista y verde y la OTAN se prepara para un conflicto en territorio europeo.

El empleado de los Rothchild, Emmanuel Macron, que ejerce de presidente francés, y la primera ministra estonia Kaja Kallas, ya han amenazado con que pueden enviar tropas a Ucrania. Macrón es la voz de su amo. Un bello “Kent” de una Barbie añeja, miembro de una logia millonaria que juega a ser Carlomagno a base de photoshop y de alta cosmética. Este aprendiz de grado 33 que pretende enviar a la muerte a millones de europeos, se esconde tras su cursilería francesa y su incompetencia.

Junto a él, la masona irredenta y presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen y el presidente del Consejo Europeo Charles Michel, han hecho saber a la prensa en un mensaje dirigido a Rusia,  que “… Europa se toma muy en serio la amenaza, y está decidida a tomar cartas en el asunto, por dolorosas que puedan resultar…”.    

 La misma individua, Von der Leyen, en una rueda de prensa celebrada con el ex presidente de Finlandia Sauli Niinistö, volvió a anunciar que nos preparáramos para la guerra con Rusia,  y en el mismo acto,  le encargó al ex presidente finlandés a «elaborar un informe sobre la preparación y disponibilidad de los civiles europeos para la defensa».

Recuerdo perfectamente como, el 29 de febrero de 2024, Von der Leyen manifestó que  «no se deben exagerar los riesgos de guerra, pero sí debemos prepararnos para ella»«tenemos que actuar rápido. Puede que la amenaza de guerra no sea inminente, pero no es imposible». 

Estas frases inéditas en Europa desde la II Guerra Mundial, fueron pronunciadas, ante el Parlamento Europeo.

En la misma línea, en fecha de 19 de marzo de 2024,  el presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, publicó un artículo en el exigió que las naciones europeas se debían de rearmar, utilizando la famosa frase de Vegecio, el escritor romano: «Si queremos la paz, tenemos que prepararnos para la guerra». Sin pausa, la Unión Europea acordó en el Consejo Europeo, «aumentar globalmente su preparación y sus capacidades en materia de defensa para que estén a la altura de sus necesidades y aspiraciones en un contexto en el que las amenazas y los retos en materia de seguridad son cada vez mayores»…«aumentar sustancialmente el gasto en defensa, e invertir mejor y más rápido juntos» … «mejorar el acceso de la industria europea de defensa a la financiación pública y privada» e «incentivar el desarrollo y las adquisiciones conjuntas para paliar las carencias en materia de capacidades esenciales de la Unión».

Esta nefasta alemana, que manda a la guerra a los jóvenes europeos, llamada Ursula von der Leyen, es una política corrupta. Fue cesada como ministra de defensa de Alemania, por un caso de corrupción. Gastó, sin contrato, 200 millones de euros en asesores, entre los años 2015 y 2016. Para no ser descubierta por ese desvió de dinero, borró los datos de su teléfono oficial cuando dejó de ser ministra, en contra de las leyes alemanas. Como premio, sus hermanos masones le auparon a la Presidencia de la Comisión Europea. 

Su gestión por la compra de “vacunas” durante la pandemia, también fue fraudulenta. Y lo fue hasta tal punto, que aún se desconoce el contenido del contrato que firmó con las farmacéuticas norteamericanas. En ese contrato oculto, les exoneró de responsabilidades penales y pecuniarias por un periodo de 50 años, por los efectos futuros que causaran esos sueros experimentales, entre la población europea. No nos olvidemos, que este contrato con las farmacéuticas lo firmó, tras ser coaccionada por estas,  a causa de las andanzas de su marido Heiko von der Leyen. Este individuo, como médico, ascendió desde la nada, al cielo empresarial, en la compañía Pfizer. Al mismo tiempo que esto sucedía, su mujer firmaba con esa misma empresa los contratos de compra de millones de dosis de vacunas para inocular a todos los europeos. ¿No recuerda este idilio de cama a tres, con el de Sánchez y Begoña con Air Europa? ¿No pretenderá la Von der Layen, repetir esto mismo con los contratos de compra de armas que firmará, con las multinacionales del muerte, en nombre de Europa, para luchar contra Rusia?

 Por lo tanto y ante lo expuesto, nos caben varias preguntas ¿Qué buscan realmente estos burócratas de la UE con una guerra contra Rusia? ¿Quieren intervenir la economía para implantar la Agenda 2030 con la excusa de una guerra? (Ver el artículo 29 de la Ley de Defensa Nacional) ¿Quieren implantar un control social superior al que consiguieron con la supuesta pandemia, con el pretexto de la guerra? ¿Quieren implantar los guetos con el toque de queda en la “ciudad de los 15 minutos”, con la excusa de la guerra? ¿Quieren expropiar la industria europea para ponerla al servicio de Blackrock y su filial Rheinmetall? ¿Quieren qué una Europa en ruinas y en crisis económica por la posguerra, sea comprada por  RIT Capital Partners, fondo de inversiones que fue presidido por el barón Jacob de Rothschild, que acordó comprar el 37% de Rockefeller Financial Services, la matriz de Rockefeller & Co, con lo que ambas compañías capitalizaron sus apellidos judíos  y sus contactos para crear nuevas oportunidades de negocio? ¿Quieren qué un Pánguea sin naciones europeas, surgido de la posguerra, sea presidido por su criado Macron? 

Lo que es seguro, es que los objetivos  de esta guerra ya han sido preparados por el gobierno mundial de la agenda 2030. Estos sátrapas que nadie ha votado y que dominan el mundo, han de convencer a la población europea para que acepte la guerra que ellos mismos han inventado. Una guerra de la que los jóvenes europeos “pasan” y en la que no quieren combatir ni morir, mientras que en sus barrios integrados y multirraciales, creados por los Von der Leyen de turno, los inmigrantes ilegales subvencionados y las mafias del Islam y la droga, atemorizan a sus familias.

¿Qué les van a vender a nuestros soldados, estos burócratas de Bruselas, para que combatan por “su” democracia y “su” libertad? ¿Qué beneficio saca España de una guerra con Rusia en el Este Europeo? Nada, simplemente ser carne de cañón de los intereses de los grandes fabricantes de armas norteamericanos, al tiempo que descuidamos nuestra frontera sur donde acechan los verdaderos enemigos de nuestra patria, llamados Marruecos e Islam.

Para colmo, y por si faltara poco, la mini Ministra de Defensa, Margarita Robles, como un loro se ha puesto a repetir el mismo rollo que le han mandado cantar sus jefes en el extranjero: «prepárense para una economía de guerra». Como no hay boda sin la Tía Juana, Pedro Sánchez también nos ha deleitado, hace pocos días, con  “ la industria militar da empleo y contribuye al desarrollo tecnológico”

Que les ha pasado a estos pacifistas del “no a la guerra”, que ahora la ven como imprescindible.

Es cierto que España necesita gastar más en defensa, y sobre todo en la misma proporción que lo hace Marruecos, el cual cuenta con la ayuda de EEUU y de Israel. Pero nosotros debemos de utilizar el ejército para cerrar la frontera sur a los narcotraficantes y al tráfico humano que viene de Marruecos y para defender nuestras plazas de soberanía en el norte de África y las Islas Canarias. 

Que nuestras tropas se encuentren estacionadas en Estonia o preparándonos para la guerra conjunta contra Rusia, en Polonia, posicionados en el mismo bando que nuestro máximo oponente inglés, es incomprensible para el ciudadano medio español. La población española ha de notar que el gasto en defensa, que no llega ni al 2%, se utiliza para que nuestro ejército defienda su patria y su tierra, no que sea una pieza más, dentro de un tablero global que se maneja desde despachos de traficantes y fabricantes de armas.

¿Nuestros políticos corruptos y sus homólogos, no menos corruptos, en la UE, podrán convencer a las madres de todo el continente, que sus hijos han de ir a la guerra para defender este tinglado económico creado por estos nauseabundos y vomitivos personajes que se pondrán a salvo en USA tras caer la primera bomba? Recordemos la frase que el piloto de combate del III Reich, Erich Hartman (1922-1993), dijo sobre la guerra: “La guerra es un lugar donde jóvenes que no se conocen y no se odian se matan entre sí, por la decisión de viejos que se conocen y se odian, pero no se matan”.

Artículo relacionados

7 COMENTARIOS

  1. Vacunas de oxido de grafeno, reducción de la población y guerra, el objetivo de la agenda 2030. Pero lo que dijo el alemán Erich Hartman es una verdad a medias, jovenes que no se conocen ni se odian se matan, pero aquellos que los envían a la guerra no son «viejos» ni tan «viejos» ni se odian, pero si que se conocen, son todos masones que participan en el sacrificio de la granja humana como ofrenda a Satanás.

  2. Seguimos haciendoles el juego a los globalistas con articulos como este como si Putin fuera un dechado de virtudes. Además se contradice porque el FSB (KGB) esta manejado por Putin que es quien ha montado el atentado. Que Rusia pique el anzuelo dice, no quien ha picado el anzuelo ha sido con articulos como este.

  3. Si a estas alturas seguimos con el cuento de poli bueno y poli malo es que seguimos sin enterarnos cuando todos estan de acuerdo en montar la fiesta. Rusia no va a picar el anzuelo es que es parte del juego. Y tanto a Rusia, EEUU, China, Israel le interesa todo esto porque así pueden salvarse de la matanza de la falsemia y continuar con sus planes genocidas y quien no debe picar el anzuelo es el pueblo Ruso, Europeo y Americano.
    Ni desde luego falsos patriotas como los del Tonto TV que se atreven a llevar a su tele a un diplomatico Ruso para que defienda lo indefendible cuando eso es TRAICIÓN.

    • Sinceramente, no acabo de entender la islamofobia creciente que propagan comentaristas independientes. Aquí llega a utilizar la expresión » mafias del Islam y la droga » ,y antes reconoce el autor que Marruecos es aliado de EEUU e Israel.
      Qué culpa tiene el inmigrante magrebí que lleva décadas en España,paga sus impuestos,trabaja y no ha tenido nunca ningún problema con la ley,va a la mezquita y es querido por sus vecinos, pues qué culpa tiene que los alauitas ( una secta judía) manden menas sin oficio ni beneficio,y sobretodo que tiene que ver con el Islam,esto?
      No será una estrategia de demonización del Islam , y del mundo árabe para servir a los intereses de Israel como ya se hizo en el pasado con atentados de falsa bandera que el autor menciona?
      Que los medios de formación de masas meen fuera de tiesto es normal pero que cronistas independientes lo hagan y alguno hasta impúdicamente pida el voto para Vox es una decepción y un recordatorio. También un axioma

  4. ¿331 palabras y/o 2047 caracteres para llegar a la conclusión de que todo es un circo y que fuerzas externas quieren acabar con la raza blanca europea a través de una guerra nuclear? ¿Dónde está la mentira, y cuál es la verdad según el columnista?

    Un artículo digno de ‘ABC News’ o ‘The Daily Mail’, indudablemente. ¡Vaya « faux pas »!

    Para terminar, «sabio es el que poco habla y mucho sabe».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Entradas recientes