lunes, junio 24, 2024
InicioEconomiaLas surrealistas aventuras de una empresa de alquiler de viviendas turísticas en...

Las surrealistas aventuras de una empresa de alquiler de viviendas turísticas en Santander

Se trata de una empresa de alquiler de viviendas turísticas en Santander que tiene un extraño modus operandi, ya que por donde van pasando se les amontonan los disgustos y los pufos increíbles que van dejando a su espalda. No hay propietario conocido que les haya alquilado un inmueble para su uso comercial que no pueda contar una experiencia desagradable entre lágrimas. Porque literalmente te pueden quemar la casa y luego encima denunciarte a ti por haber puesto en peligro sus preciosas vidas. Ésta es la historia increíble de unas personas que no tienen escrúpulo a la hora de pasar por encima de los derechos de los demás cuando se dedican a alquilar casas ajenas para hacer su negocio de pisos o viviendas turísticas en Santander.

Si no te dejan un pufo de regalo de despedida te puedes sentir afortunado

Sus prácticas indeseables empiezan desde el principio, ya que no necesariamente informan a los propietarios de las viviendas que luego van a subarrendar de que los inquilinos reales van a ser otros. Sus clientes. Los cuales pueden ser turistas o estudiantes o cualquier cosa. Lo importante es intentar sacarle ese margen de beneficio al piso o la casa y lo demás son tonterías. No necesariamente se sienten obligados a comunicar a la propiedad el uso comercial de la vivienda que les han arrendado a ellos y a menudo viene con el engaño de que van a poner ahí su propia oficina.

Si no te dejan un pufo de regalo de despedida te puedes sentir afortunado, ya que esto es lo que suele pasar y de diversas maneras. Por ejemplo, Soledad refiere que a ella le adeudaron meses enteros además de los desperfectos de los que hablaremos a continuación. Por su parte, una vecina suya que también fue víctima de esta empresa de alquiler de apartamentos turísticos en Santander, además de confirmar las burradas que hicieron en el piso de Soledad, nos cuenta que le dejaron a deber el IVA de tres años de alquiler que estaba sin pagar. Para que te lo comas con patatas con los recargos y con todo, ya que nunca les dieron aviso a los propietarios de que les habían dejado este impuesto sin abonar en Hacienda.

Les tiraron los muebles en la basura delante de todo el vecindario

Pero es que también te pueden dejar desperfectos, como le sucedió a Soledad en su casa de toda la vida. Ya hemos contado en varios medios cómo esta empresa de alquiler vacacional en Santander dejó su piso familiar, donde se había criado con sus hermanos, en unas condiciones que dejan bastante que desear. Inclusive les tiraron los muebles en la basura delante de todo el vecindario y hay fotos de estos hechos. Todo un atrevimiento cuando el piso les fue entregado con el mobiliario que había allí y sin permiso de deshacerse de tales muebles sin consultar con los propietarios. Pero es que esto es algo de cajón. A nadie se le ocurre coger y tirar los muebles de una casa que has alquilado sin ni siquiera notificárselo al dueño, pero eso no es todo. Recientemente, soledad se dio cuenta de que había unas camas que sí que les habían gustado y las retiraron de la propiedad, pero no las tiraron, sino que se las quedaron para seguramente usarlas en otra vivienda. Unos tejemanejes que no se le ocurren a nadie, pero estos atrevidos se creen que pueden hacer lo que les dé la gana con las casas de los demás. La verdad es que el disgusto de soledad era muy grande, pues se han sentido utilizados y defraudados por una empresa que quiere pasar por encima de todo.

La vecina de Soledad a la que dejaron un pufo de tres años de IVA sin pagar le informaba de las propias faenas que le hicieron a ella (a Soledad) delante de todo el barrio:

Pero desde luego todos tus muebles os tiraron a la basura. Además, fijo, pues todos los días bajaban muebles y eso te lo pueden decir los de los bares de alrededor: que los tiraron todos

Empresa de alquiler de pisos turísticos en Santander quema una casa en Treceño y encima reclaman

Lo que nadie se esperaba es lo que vino a continuación y vamos a hablar de un tercer afectado. Otra familia que tuvo la mala suerte de toparse con esta empresa de alquiler de pisos turísticos en Santander y que en este caso alquiló una casa. Estamos hablando de un auténtico emporio en ciernes, porque el modelo de negocio se basa en alquiler propiedades y luego re alquilarlas y sacar un margen, por lo que no es difícil asegurar que van a hacer un beneficio sin contar con activos propios necesariamente. Usando siempre las casas de los demás y desgastando siempre las casas de los demás.

Pero a este tercer afectado le quemaron la casa. Así de claro. Obviamente fue un accidente y el principal caudillo de esta empresa de alquiler vacacional en Santander casi pierde la vida en el incendio, que dejó la casa completamente destruida. Y lo más sorprendente de todo es que ahora viene con una denuncia contra los propietarios por haber puesto en peligro su preciosa vida. Una cosa increíble. Resulta que te queman la casa con todo lo que tenga dentro y todavía luego viene el paisano y te denuncia porque le has puesto en peligro y al final ha recibido unas quemaduras muy graves. Estaremos atentos a cómo acaba esta última aventura de esta empresa de alquiler vacacional en Santander porque realmente es una mina de anécdotas. El problema es que detrás de estas anécdotas hay familias que sufren y que se quedan con las casas con desperfectos o quemadas y encima con pufos y hasta con denuncias. La verdad es que así yo también monto una empresa y me dedico a alquilar propiedades por todas partes. Pero habrá que hacerse responsable también de las cosas que hace la propia empresa en su gestión y no solo recaudar los alquileres y pasar por encima del derecho de los propietarios, quienes también tienen y más que nadie derecho a cobrar y a tener sus casas como las habían dejado. Es difícil saber cómo va a terminar esto.

Un emprendedor de Santander que se ha creído una especie de Inditex de la hostelería local

También hemos conocido hace poco la historia de un hostelero joven de Santander que se ha creído que podía hacer una especie de Inditex de la hostelería local y abrir no sé cuántos establecimientos a la vez sin tener realmente un respaldo económico potente que le permita aguantar si vienen mal dadas. Y resulta que han venido mal dadas. Ahora este hostelero está con graves problemas para traspasar los negocios que imprudentemente ha ido acumulando mientras las nóminas de los numerosos empleados se hacen esperar. No quiero ni pensar cómo tienen que estar esas cajas registradoras cada vez que gente que lleva sin cobrar un mes entero y sin poder ni pagar el alquiler ni nada tenga que meter el dinero de los clientes mientras no cobran lo suyo. Es una sensación que he tenido el gusto de probar personalmente y la verdad es que se te pasa por la cabeza cobrar a las malas, ya me entendéis, aunque al final no lo hice, pero creo que todos hemos tenido más o menos la oportunidad desgraciada de topar con estos personajes tan irresponsables.

Y es que no se puede emprender un negocio sin asegurar de alguna manera que te vas a poder hacer cargo de los pagos que tienen que recibir los demás y que sin duda merecen, ya sea porque te están cediendo su casa en alquiler o porque están trabajando para ti. Y son cosas que están pasando en nuestra ciudad y en las cuales la Justicia a menudo no actúa con la celebridad debida, aunque siempre tenemos las opiniones de los profesionales de la reclamación de deudas en este sentido.

Alberto Bedia, abogado de Santander especializado en cobros de morosos

Alberto Bedia, abogado de Santander especializado en cobros de morosos, nos comenta su visión:

Tenemos comunicaciones de este grupo empresarial de explotación
de viviendas turísticas en Santander
en las que reconocen haber causado
desperfectos en la vivienda de Soledad y se comprometen a repararlos, por lo
que no veo dónde está el problema. La pretendida posibilidad de que otras
personas hayan causado esos daños después de la salida de estos inquilinos es,
a mi parecer, poco probable, ya que ellos son los últimos ocupantes conocidos
de la vivienda. Sin embargo, siempre recomiendo a mis clientes que realicen
estas operaciones con profesionales de por medio. Profesionales del mercado
inmobiliario pueden mediar o también que, en su defecto, se pueda solicitar a
los inquilinos que entreguen las llaves en una notaría. De esta manera, se
puede acreditar que los posibles daños fueron causados por ellos y son su
responsabilidad exclusiva.

Les doy un ejemplo: recientemente, una clienta me presentó otro caso de una vivienda destrozada por los últimos inquilinos. Un inventario fotográfico muestra el estado indescriptible de suciedad y daños que dejaron. Al haber sido desahuciados por una comisión judicial, con cerrajero incluido, no hay duda sobre la autoría de los daños, descritos por ellos mismos con detalles muy desagradables sobre olores, muebles rotos, mugre por todas partes e incluso excrementos de perro esparcidos. Algo surrealista, especialmente considerando que el inquilino había sido avalado solidariamente por su antiguo jefe. Pueden imaginar la sorpresa de este pobre señor al enterarse de que ese mal empleado, además de eso, le causará un perjuicio económico directo de más de quince mil euros, que es el costo de dejar el piso listo para alquilar nuevamente. ¿Se conseguirá cobrar a ese indeseable de ex inquilino y ex empleado tales daños? Por mi parte, desde luego, lo vamos a intentar.



Artículo relacionados

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Entradas recientes

Comments