jueves, febrero 22, 2024
InicioCulturaFilosofíaBergoglio carga contra la ultraderecha: nada nuevo para un Papa comunista

Bergoglio carga contra la ultraderecha: nada nuevo para un Papa comunista

O tal vez seas, más bien, un anarquista extraño, porque tampoco te gustan las fronteras, cosa que no pega mucho con el estalinismo de amigos tuyos como los Castro, Maduro, Evo Morales y otros canallas que son de tu misma cuerda. Que te regalan a Jesús crucificado en una hoz y un martillo, qué apropiado, cuando es exactamente lo que hacen a diario en sus respectivos regímenes totalitarios. Crucificar al Señor en cada pobre ser humano al que pisotean de diversas maneras, impidiendo ante todo que el Evangelio pueda acabar de prender en sociedades tan demoníacas como las que estamos creando en todas partes. En especial en el régimen comunista chino, donde las iglesias son voladas por los aires mientras el régimen vaticanista pacta con estos terroristas, los cuales se han atrevido incluso a prohibir la venta de Biblias normales mientras se imponen una versión de las Escrituras que está supervisada por el Partido Comunista. Imaginaos cómo puede ser eso, con nuestro Señor Jesucristo apedreando a la mujer pecadora después de haber echado de allí a los que la querían apedrear primero.

La Iglesia oficialista de Bergoglio sólo se dedica a pontificar sobre las pajas mentales de los falsos ecologistas y otros colectivos y a arremeter contra la ultraderecha

Y eso por no hablar de las terribles persecuciones organizadas por Occidente en Oriente Medio, con epicentro en la población cristiana, que llegaron a exterminar algunas de las comunidades de nuestra religión más antiguas del mundo: asesinatos, robos, violaciones y venta de los supervivientes como esclavos. Qué bonito. Todo ello como regalo de bienvenida para ti tras tu reciente proclamación como Sumo Pontífice.

Los ataques de esta gentuza contra la Iglesia Católica son parte de su ADN más intrínseco y no son simplemente anécdotas. Pero la Iglesia oficialista de Bergoglio, mientras ocurre todo esto, se dedica a pontificar sobre las pajas mentales de los falsos ecologistas y a arremeter contra la ultraderecha, la principal amenaza según la corrupta dirección de la Iglesia. También está claro que les preocupa mucho vender remedios de parafarmacia, labor que imagino que no hacen gratis, aumentando la potencia del engaño masivo que ha supuesto esta plandemia y en especial los remedios para la misma. Es un acto de amor, como nos dijo Bergoglio en su día, el cooperar con esta mafia genocida que vende venenos.

Conciliar las progres y vendidas tesis del Vaticano con la fe católica ya no es sólo difícil

Conciliar las progres y vendidas tesis del Vaticano con la fe católica ya no es sólo difícil, sino que además es imposible. Cómo puede ser de otra manera cuando se han establecido las mismas prioridades para los cristianos que las que ya proclama la p* agenda 2030 de la p* ONU. Y tenemos a Bergoglio funcionando perfectamente para esa organización mafiosa internacional que se ha dedicado al tráfico de todo, a explotar las guerras que surgen por todas partes y a extender por todos los países la degeneración y el aborto. Pero Bergoglio es un tío muy abierto y tolerante y se somete al Alto Comisionado para las religiones de la ONU, cómo no, que para eso es tonto y obediente. Un cabronazo comunista al que todos los enemigos de la Iglesia defienden por todas partes, empezando por alguien tan sometido a régimen castrista como René González y siguiendo por todo tipo de personas y siguiendo por todo tipo de personajes que manifiestan abiertamente su odio por la Iglesia. Por toda iglesia que no sea la secta progre e internacionalista que tú dices dirigir. La verdad es que Pablo Iglesias tiene mucho que aprender de un vendido andrajoso como tú, que al igual que este personaje eres fuerte con los débiles y complaciente con el fuerte.

No hay peor tortura que escucharte dos minutos seguidos diciendo tonterías progres con tu vocecita de amanerado

Hablando de Fidel Castro, por cierto, tengo que de reconocerte que tus discursos son insufribles. No hay peor tortura para un ser humano que escucharte dos minutos seguidos diciendo tonterías progres con tu vocecita de amanerado. Algo que no viene de ahora ni muchísimo menos, sino que ya de jovenzuelo eras un pelmazo con menos carisma que Mariano Rajoy. La verdad es que los dueños del mundo no podían haber elegido a un vocero mejor de sus peores enemigos, que somos el pueblo de Dios y en concreto los cristianos. El máximo representante de esta gran amenaza para la máxima gentuza de la historia, son todos los personajes que quieren sacar adelante la agenda satánica de los c**. Y tanto es así que cuesta pensar que ha sido el Espíritu Santo quien ha intervenido en tu elección, salvo que sea una con forma de avisarnos, a los hombres y mujeres de buena voluntad, sobre la gran amenaza que tenemos encima desde hace demasiado tiempo. Porque Bergoglio no es sino un demonio surgido de estos tiempos demoniacos del aborto, la promoción de la inmoralidad y todas las lacras que tienen su origen en un sistema y una sociedad que quieren abolir a Dios y a la espiritualidad.

En realidad, ante todo quiero ser justo y reconocer la dificultad que supone para un estadista o líder dirigir a tu comunidad hacia el porvenir. Y estamos hablando de una chusma todopoderosa que intentó chantajear sin éxito al último rey de España, Alfonso XIII, cuando le presionaron la muerte para que no consagrara nuestro país al Sagrado Corazón de Jesús. Sin embargo, este verdadero último monarca, que también sufrió atentados mortales contra su vida, siguió adelante con sus benéficos planes hasta que la Masonería lo destronó, en 1931, para luego fusilar a miles de personas a los pies del Sagrado Corazón en Paracuellos.

Masonería por la izquierda y por la derecha y un mismo odio satánico y visceral hacia todo lo que signifique Cristo y la idea de Dios en general

Estamos hablando claro sobre los enemigos de la Iglesia, tanto interiores como exteriores, que son básicamente los que ganaron la Segunda Guerra Mundial y arrasaron Europa como paso previo para pasar el rodillo sobre el mundo entero. Como es lógico, el Vaticano no se pudo mantener al margen de los omnipresentes poderes que convergieron sobre Italia y Alemania y que arrasaron toda Europa por medio de las hordas soviéticas, pero también usando las hordas yanquis que poco después destruirían las dos ciudades más cristianas de Japón. Es decir: masonería por la izquierda y por la derecha y un mismo odio satánico y visceral hacia todo lo que signifique Cristo y la idea de Dios en general, que pretenden extirpar del mundo para sustituirla por su p*** agenda antihumana.

Y digo esto porque siempre se nos olvida que los liberadores yanquis no fueron mucho mejores que los liberadores de la hoz y el martillo. Cosa imposible cuando tienen un denominador común en sus jefes últimos: los arquitectos de todas las revoluciones programadas y los ideólogos verdaderos de todas las perversiones y falsas ideologías que han dividido y envilecido a nuestra sociedad.

Pablo VI fue presionado por los grandes poderes occidentales para abandonar a Franco

Los cristianos no podemos permanecer indiferentes ante nuestra propia historia, como cuando Pablo VI fue presionado por los grandes poderes occidentales para abandonar a Franco y poder legitimar su invasión de España después de la Segunda Guerra Mundial. El Sumo Pontífice supo calibrar bien el tamaño de la amenaza que se cernía sobre España y sobre el Vaticano mismo y exigió, como paso previo para su apoyo, que Francia y Reino Unido y Estados Unidos se pusieran de acuerdo en semejante operación, a sabiendas de que era casi imposible que eso sucediera. Pero la traición a Franco, al Ejército Nacional que salvó al cristianismo en España y a la propia patria española vino después, por supuesto, del Concilio Vaticano II, cuando se puso en marcha la maniobra definitiva para desarmar el franquismo desde el interior. Desde el pilar que había supuesto la Iglesia Católica a la que falangistas, requetés, legionarios o regulares habían salvado a costa de mucha sangre y mucho sufrimiento. En una increíble repetición del Beso de Judas, parece increíble, muchos sacerdotes y obispos pasaron a engrosar un movimiento social comunista que encabezaban los mismos que acabo un genocidio anticristiano en España y en todo el mundo. Si es que somos gilipollas.

De aquellos polvos vienen estos lodos. Esa X en el apartado de la contribución a la Iglesia Católica que parece que es lo único que le interesa a la cabeza de la Iglesia. Pero hay mucho más de lo que preocuparse y no deberíamos mostrar ninguna tolerancia frente a los que patrocinan el mayor genocidio de nuestra época. El asesinato sistemático de millones de niños en el vientre de sus mamás.

La destrucción de Hiroshima y Nagasaki, las dos ciudades más cristianas de todo Japón

Y hay que hacer un apunte muy interesante entre el comunista Roosevelt, que fue quien pactó con Stalin y el no menos terrorista Churchill el reparto del mundo, pero a quien el demonio se llevó antes de que pudiera entregarle Europa entera a la Internacional Comunista. Sin embargo, su sucesor, el atómico Truman, fue el orgulloso genocida que anunció al mundo el verdadero Holocausto que supuso la destrucción de Hiroshima y Nagasaki, las dos ciudades más cristianas de todo Japón. Y es famoso el vídeo en el que sale comentándolo y riéndose antes de que empiece la grabación oficial. Como si alguien acabara de contar un chiste. Pero no olvidemos que es la misma persona que reconoció estar más orgulloso de ser maestro masón del grado Treinta y Tres que de haber recibido los más altos honores civiles que un hombre puede esperar en este mundo. Es decir: para él era más importante su secta masónica que la propia presidencia de su país.

De esta manera uno entiende mejor sus palabras al pueblo alemán y al mundo entero cuando anunció, entre las ruinas humeantes del genocidio yanqui y soviético en ese país, que no había nada de ninguna naturaleza económica que quisieran sacar de esa guerra. Que querían paz y prosperidad para el mundo como un todo.

¿Recordáis cuando Felip de Borbón le pidió a la ONU que gobernase el planeta como un solo mundo?

Qué curioso. Las mismas palabras que ha podido pronunciar uno de sus sucesores más directos, aunque con mucho menos currículum, como es Felipe VI. ¿Recordáis cuando Felip de Borbón le pidió a la ONU que gobernase el planeta como un solo mundo? es lo mismo que intenta, por su parte, Bergoglio y sus esbirros de la fe musulmana y judía, todos ellos traidores a Dios tras haber aceptado el árbitro de la satánica ONU para dar inicio a la casa abraámica dentro de la nueva religión mundial. Y es que después de un montón de herejías, barbaridades varias contra la doctrina de la Iglesia e insultos al clero y al propio Señor Jesucristo, que era lo que te faltaba, lo único que quedaba era que firmases en un papel tu asquerosa y demoníaca subordinación a la p*** ONU. Con la declaración de Abu Dhabi, Bergoglio, pero también con otras bofetadas que le intentas dar a nuestro Señor, has firmado también tu propia excomunión. Ahora está en manos del pueblo cristiano el ir todos al Vaticano, los que podamos, y sacarte de allí a gorrazos antes de que sigas haciendo el ridículo y llevándonos a un desastre mayor.

Artículo relacionados

Entradas recientes