martes, junio 25, 2024
InicioOpiniónColaboradoresLa manifa de Feijoo

La manifa de Feijoo

En la campaña electoral del 23J, en un acto político del PP, su líder temporal a corto, Feijóo, dijo : “No aspiramos a ser el partido de todos los españoles, pero sí el que ponga solución a la mayoría de sus problemas”

Tras la victoria pírrica del Partido Popular en esas elecciones del 23J, hemos visto como España tiene, entre otros,  dos problemas: Pedro Sánchez y el Partido Popular.

Obviando a la elementa pepero-podemita que se cargó la mayoría absoluta de su partido y de VOX el 23J y que habita en Extremadura, que con sus exabruptos unió a toda la izquierda nacional, derrotada y humillada tras las elecciones municipales y autonómicas, su jefe de filas, Nuñez Feijoo, tras una campaña electoral deprimente para su partido, nos deleito con su verdadero espíritu marxista-funcionarial, en una entrevista en el periódico “La Voz de Galicia” del 19 de julio de 2023, que dibuja como busco la abstención del electorado de derechas, confundiéndolo de tal modo a los votantes, que no sabían si iban a votar al PP o al cabecilla de una coalición de izquierdas.

Dijo este funcionario probó en ese medio de comunicación, contestando a la pregunta del periodista entrevistador; ¿Ha leído el programa de Vox? Todo apunta a que el PP va a ganar pero le hará falta su apoyo.: “…Yo no voy a decir que pactaré con Vox porque yo no quiero pactar con Vox…” 

En la misma entrevista dijo: “Si gano, lo primero que hare será llamar al PSOE”.

Pues dicho y hecho, terminadas las elecciones, Nuñez Feijoó llamó al Gran Felón, se reunió con él, y éste le hizo una sonora pedorreta que Feijóo encajó “centrista y moderadamente”. Después se reunió con el PNV, que le dijo que ya había pactado con Sánchez y que no le interesaba su “oferta de amistad”. Posteriormente, la empleada de Sánchez, la comunista-stalinista Yoli,  no le quiso ni recibir, y ahora anda haciendo el ridículo,con el patético “Gonzalez Porns”, negociando con los botifler de Puigdemont nadie sabe que y demostrando su centrismo-centrado-centrador y moderado sin extremos, en defensa de la Unidad de España.

En contra de sus convicciones izquierdistas y de dictadorzuelo de aldea (recordemos su amenaza de inocular a la fuerza los sueros experimentales a los gallegos), Nuñez Feijoó tuvo que llamar a Abascal para que esté le prometiera su apoyo y el de Vox en la investidura. El bueno de Santi, después de mucho protestar con la boca pequeña, no le puso problemas en pro de la defensa de la patria.  

Tras la debacle electoral del Partido Popular que sus directivos celebraban bailando como marionetas inertes subidas a un andamio, Núñez Feijoo nos ha mostrado, con sus actos y manifestaciones post electorales, su incapacidad para gobernar España, su impotencia intelectual para salvar a la nación de su destrucción por sus enemigos y ha quedado retratado con las acciones y omisiones de un grupo de ridículos e incompetentes asesores que están ayudando a Pedro Sánchez a perpetuarse en el poder, organizando un acto político del Partido Popular, para protestar por la amnistía de los delincuentes golpistas y socios de Sánchez, convocando por el partido, una manifestación “masiva” para los afiliados al PP, con el objetivo de ensalzar al líder del PP que se presentará al debate de su investidura en las Cortes, dos días después.

Con lo relatado, que no es más que un resumen, es evidente que el Partido Popular es uno de los problemas que tiene España, no es la solución. 

Los españoles necesitan, al ejemplo de Societat Civil Catalana el 8 de octubre, un acto no partidista, donde puedan acudir todos sin banderías, donde se grite y se reivindique a la Patria Española como única e indivisible, madre de todos los españoles y donde se vea que el pueblo español no necesita partidos para salir a la calle y luchar por su amada España.

El Partido Popular se equivoca convocando un acto de partido para contestar a Sánchez y a sus socios. La gente no va a ir. No va a ser masivo y es evidente. Los peperos saben que la Plaza de Felipe II en Madrid, es la respuesta subliminal del partido a que allí no se puede celebrar una manifestación masiva, ni lo pretenden. Suena más a que el  funeral del líder y el suicidio del partido, se van a escenificar en ese acto minimalista.

Siempre se equivoca Feijoó, ¡Que extraño!. ¿A qué obedece tanto error anunciado de antemano  que siempre perjudica a la derecha política española?

España necesita salir a la calle convocada por españoles, sin etiqueta ni sigla partidista. España ha de salir a las plazas en cada pueblo y ciudad, a gritar que se niega a morir en manos de sus enemigos y de un golpe de estado organizado por el Gran Felón Sánchez. Si la manifestación la convoca un partido, muchos españoles no van a ir, ya que no se identificarán con ese partido. Si la manifestación la convoca un puñado de compatriotas, se acudirá en masa y se necesitará una plaza tan grande como la de Colón o la de Oriente y no la pequeña plaza de Felipe II en Madrid, que se llena con varias reuniones de comunidades de vecinos.

Aún no se ha dado cuenta Feijoó, ni sus asesores con calcetines de muñequitos, que España se nos muere en manos de sus asesinos, y que sus sueldos y estrategias de partido, le importan a un bledo a los patriotas que se juegan su patria, la tierra donde están enterrados sus antepasados, la España de sus nietos que aun no han nacido y que gritan con ellos en las calles por una patria que sienten y que aun no han visto por no haber sido concebidos. Feijoó no sabe, ni le importa, que junto a los vivos, por España también se manifiestan, los muertos y los que van a nacer. Estos también son españoles y tienen derecho a gritar, utilizando nuestras gargantas, que España va a luchar hasta la última gota de nuestra sangre para seguir viva y dar prestigio a la Historia durante mil años más.

Propongo a los convocantes de este acto, que todos los asistentes hagan o vuelvan a renovar el juramento a la bandera como colofón final del acto.

Recordemos el juramento a la bandera publicado en la Ley de 24 de diciembre de 1980, que fue el que yo utilicé el día que juré bandera:  «¡Españoles! ¿Juráis por Dios o por vuestro honor y prometéis a España, besando con unción su Bandera, obedecer y respetar al Rey y a vuestros Jefes, no abandonarles nunca y derramar, si es preciso, en defensa de la soberanía e independencia de la Patria, de su unidad e integridad territorial y del ordenamiento constitucional, hasta la última gota de vuestra sangre?»

Los asistentes contestarán: «¡Sí, lo juramos!»

El que tomó el juramento replicará: «Si así lo hacéis, la Patria os lo agradecerá, y premiará, y si no, mereceréis su desprecio y su castigo, como indignos hilos de ella», y añadirá: «¡Españoles!, ¡Viva España! y ¡Viva el Rey!», que serán contestados con los correspondientes «¡Viva!».

Artículo relacionados

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Entradas recientes

Comments